Guía visual de la deuda.

Un enlace que se debe visitar para entender de qué se habla cuando se mencionan cifras como cientos de miles de millones, o billones o barbaridades de montones de dinero que de buenas a primeras se debe pagar con el sudor y el sufrimiento de la gente.

http://demonocracy.info/ Impresionante.

Inminente pacto anticorrupción de la casta política.

¿Las manos que mecen la cuna crecen en el MIT ?

Interesante artículo de Kike Vázquez en el que analiza las relaciones de los doctorados en Massachusetts Institute of Technology con los dirigentes económicos que controlan el proceso de la crisis económica desde sus comienzos, allá por los años setenta.

De http://www.cotizalia.com/opinion/perlas-kike-vazquez/2012/12/17/las-manos-que-mecen-la-cuna-crecen-en-el-mit-7834/

Los economistas que mueven la cuna.

En el año 2010 un documental, Inside Job, removía conciencias mostrando numerosos comportamientos de dudosa ética que habrían contribuido a la crisis financiera. No solo mencionaba las prácticas de Wall Street y sus complejos tejemanejes financieros, quizá lo que más sorprendió fueron los fuertes nexos existentes entre la industria financiera y las facultades de economía más poderosas del momento; pagos por informes favorables, comisiones de consultoría, y un largo etcétera de movimientos en efectivo que engordaría sustanciosamente la nómina de quienes posteriormente darían crédito económico a ciertas prácticas. ¿Conflictos de interés?
Las nubes empezaron a encapotar el cielo, y más dudas empezaron a surgir, ¿hasta qué punto debemos creer las recomendaciones de quien recibe dinero por explicarlas? ¿Hasta qué punto se está condicionando el pensamiento económico actual por las aportaciones que ciertas teorías reciben y otras no? Una pregunta de difícil respuesta, una pregunta que pulsa el botón correcto para hacernos pensar pero que esquiva otra de igual importancia. ¿Dónde se genera el pensamiento económico actual? Y es que el “pensamiento mainstream” dista mucho de ser algo creado espontáneamente, por la contra, está minuciosamente engendrado por unos pocos.
Es aquí donde el MIT hace aparición, no por las comisiones cobradas como algunas de sus facultades vecinas, sino por ser la cuna del pensamiento económico actual, por ser el punto de origen del “nuevo keynesianismo” y de la respuesta que estamos viendo ante la crisis financiera por parte de algunos Bancos Centrales. Todo se remonta a las décadas de los 70 – 80 cuando en el Massachusetts Institute of Technology confluyó una generación de economistas que cambiarían el mundo para siempre, ¿sus nombres? Stanley Fischer, Ben Bernanke, Mervyn King o Mario Draghi.
“Stan” Fischer, Gobernador del Banco de Israel, se doctoró en el MIT en 1969 ejerciendo como profesor posteriormente e influyendo notablemente en nombres como Draghi o Bernanke, a quienes apoyó en su tesis doctoral. Draghi se doctoraría en 1977, Bernanke en el 1979, posteriormente este último compartiría despacho con Mervyn King, Gobernador del Banco de Inglaterra. Otros nombres de dicha generación incluyen a Kenneth Rogoff doctorado en el año 1980, Greg Mankiw PhD en 1984, Paul Krugman PhD en 1977 u Olivier Blanchard, economista jefe del FMI y PhD en 1977. Si existe una generación de economistas influyentes en nuestros días esa es la del MIT de 1970 y 1980.
Pero lo más curioso de esta historia no es que haya confluido una generación de brillantes economistas en una facultad, ni siquiera que muchos de esos nombres controlen hoy los mayores Bancos Centrales del mundo y por tanto la política monetaria del planeta, lo más curioso es que, según publica el Wall Street Journal (“Inside the Risky Bets of Central Banks” 12-Dec-2012)  se estarían produciendo reuniones cada 2 meses en la sede del BIS en Suiza en las que se decidirían los futuros movimientos a seguir en la política monetaria mundial. Reuniones sin taquígrafos, sin minutas, sin publicidad ni empleados de servicio, acaparadas por la generación del MIT de 1970 y 1980.
Lo que hace años eran hipótesis y trabajo académico teórico sin un retrato claro en la realidad, hoy se convierte en las acciones que determinarán el futuro de nuestra economía mundial. “We do God’s work, que diría Lloyd Blankfeind, o como dice Kenneth Rogoff “Ellos (por los Bancos Centrales) están corriendo riesgos porque estamos ante una estrategia experimental”. En otras palabras, ¿sabemos a dónde vamos? No, no lo sabemos, solo sabemos que la apuesta ya ha sido realizada. Si los chicos del MIT tienen razón habremos evitado un nuevo 1929 pero, si no la tienen, las “consecuencias no deseadas” podrían ser desconocidas para la población actual.
¿Qué son “consecuencias no deseadas”? Además de la inflación futura, lo más temido es que el mantener la política monetaria de forma demasiado laxa por demasiado tiempo pueda ocasionar una burbuja mayor a la actual, con unas consecuencias destructivas que podrían ser incluso más graves que lo que se trataba de evitar. Este miedo puede reflejarse por medio de la siguiente gráfica de Societe Generale, donde podemos observar que las burbujas de las últimas décadas suelen corresponderse con períodos precedidos por una política laxa según el indicador usado por el Banco de Inversión. Pues bien, la actual discrepancia según dicho indicador sería la mayor existente nunca.
Otro miedo existente es que la política laxa se convierta en una excusa para no aplicar las reformas estructurales necesarias, en este sentido viene manifestándose el BIS desde hace tiempo. La política monetaria es necesaria y puede actuar como un sedante que nos ayude a combatir mejor la enfermedad, lo que no puede es sustituir a la verdadera cura que son los cambios en la economía real. De hecho podría ocurrir que quemásemos nuestras armas monetarias sin curar la enfermedad, y luego nos quedásemos sin munición y sin margen de maniobra ante la virulencia de los acontecimientos.
Sobre este particular resultan especialmente preocupantes las palabras del Ray Dalio, quien otrora calificara la economía norteamericana como “beautiful deleveraging”, diciendo ahora que “Effects of QE diminishing as we do more rounds. We’re facing austerity and growth is flagging. This is an unprecedented risk the economy is facing: a slowdown with very little room to maneuver.Los efectos monetarios son cada vez menores y el crecimiento es débil, nos encontramos ante un riesgo sin precedentes, un frenazo con muy poco margen de maniobra. Recordemos que Dalio gestiona el mayor hedge fund del mundo, y es uno de los mejores economistas de la actualidad, por lo que sus palabras deben ser una gran llamada de atención.
No sabemos cómo puede acabar todo esto, como tampoco sabemos qué pasa con el oro de los Bancos Centrales o si estas reuniones bimensuales podrían servir, además de para planificar la política monetaria y coordinar nuevos estímulos, para otras cuestiones como podría ser establecer algún tipo de fluctuación sucia entre las principales divisas del mundo, explicándose así extraños comportamientos que los fundamentales no explican. En definitiva, sabemos muy poco de lo que rodea la política monetaria actual, tan solo que dependemos de esos chicos del MIT de la generación del 70. Ellos son la mano que mece la cuna de la economía moderna.

Inside Job – The Economic Collapse (español)

[blip.tv http://blip.tv/play/AYLFq3UC?p=1 width=”550″ height=”443″]

Nos mienten

Alfredo Serrano Mancilla -Doctor en Economía, Coordinador América Latina- CEPS

La mentira está a la orden del día. El ilusionismo está de moda como instrumento político para que los grandes capitales se salgan con la suya. Una mentira en cada titular que se repite sin mesura en aras de crear ficticiamente una verdad. Contra este tipo de ilusionismo, sólo queda darle la vuelta a este mundo al revés. La crisis no es un meteorito. La integración de la Unión Europea ha desintegrado a Europa. El presidente que más gasta en temas militares, Obama, se llevó el Nobel de la paz. Una belicosa Unión Europea se lleva este año el mismo galardón.

El problema en España no es la deuda pública sino la privada, la de los bancos, la de las grandes empresas. La evasión fiscal no se debe a la prestación por desempleo. La prima nunca tiene riesgo porque siempre ganan los mismos. Se propone corregir el déficit fiscal a cambio de más déficit social. El rescate es la mejor manera de hundir a los ciudadanos. La reforma no es laboral por ser una represión contra los trabajadores. Se llama justicia a quien sentencia a favor del BBVA en el caso de una dación de pago en detrimento de una familia que se quedará sin casa pero con deuda. Quienes actúan simbólicamente contra las injusticias llevándose comida de Mercadona son tildados como ladrones; mientras tanto, los banqueros siguen siendo símbolos mediáticos. La soberanía de Rajoy se reduce a la defensa de la cuenta de beneficios de una empresa como Repsol de capital extranjero mayoritario. La mayoría es inversamente proporcional a la minoría hiper representada. Nosotros somos el 99%, y ellos, con suerte, llegan al 1%. No votamos a quienes nos gobiernan. Todo esto y mucho más en el gran circo de la democracia trucada, donde ni siquiera quedan payasos que nos hagan reír, sino magos de poca monta y escapistas a la alemana, y eso sí, mucho prestidigitador a quien ya le vamos descubriendo todas sus fullerías.

Dos de las últimas colosales mentiras son: una, la creación del “banco malo” que paradójicamente es muy bueno para los grandes intereses económicos, y dos, la trampa de la compra de deuda pública española por parte del Banco Central Europeo (BCE). Ambas noticias han sido vendidas con júbilo por las magníficas consecuencias para la economía española, entendida ésta miopemente como la prima de riesgo y los beneficios de las empresas que participan en bolsa. Es cierto que la prima bajó, pero quizás sea para tomar impulso tal como ya sucedió hace unos meses después de unas declaraciones de Draghi. Además, hubo una minoría que reaccionó muy positivamente: el principal indicador bursátil (IBEX 35) creció y creció para la felicidad de las pocas familias que comen de este pastel (nótese que 20 familias y empresarios tienen al menos el 37% del IBEX 35).

En el caso de estas ambas medidas-mentiras, se encaraman en otra gran mentira basada en la siguiente táctica: las soluciones son planteadas por afuera de la política, y entonces, quedamos a la deriva de salidas técnicas pero ancladas en una estructura política dominante. La política desaparece como gran truco de magia, y entonces, la encrucijada técnica es ideal para condicionar la toma de decisión. En el caso de la prima de riesgo, una vez hecho desaparecer algunas alternativas políticas, la disyuntiva técnica está entre prima que sube como la espuma con intereses usureros, o BCE comprando deuda a bajo interés. Claro, así, se elige pulpo. Pero esta elección, restringida por la gran mentira de la técnica como arma sustitutiva de la política, también está llena de otras mentiras.

Primera: el BCE comprará deuda pública acudiendo al mercado secundario donde se presta dinero a bancos privados para que éstos sean quienes compren la deuda pública. La trampa es perfecta: el BCE presta dinero al 1% a la banca privada para que ésta compre deuda pública a un interés superior sin necesidad de especular. Esto es, la prima de riesgo se convierte así en prima de seguridad.

Segunda: bajo esta modalidad, los vencimientos ya no serán a diez años, sino entre uno y tres años, condicionando aún más los tiempos de devolución del préstamo, y por lo tanto, de la política fiscal.

Tercera: esto se hará sin relajación cuantitativa. Traducido al castellano: el dinero que inyecta el BCE comprando deuda pública será el mismo dinero que retire por otra vía. La cantidad destinada en compra de deuda pública será la misma que se despoje para otros fines, como por ejemplo créditos productivos, créditos a las pequeñas y medianas empresas. La obsesión monetarista por la inflación sigue siendo el eje de la UE neoliberal. Lo que te doy por allá, te lo quito por acá; así se evita supuestamente que no haya subida de precios que afecte principalmente al capital financiero, que sería el gran perjudicado en caso de inflación porque su dinero se devalúa en términos reales. Para las mayorías, la inflación comienza a ser un problema de segundo nivel, porque primero será disponer de un trabajo y un salario digno, y luego ocuparse que no le afecte la subida de precios. Los poderes financieros europeos vuelven a diseñar política para ellos, y poco le importan que la economía real tenga más restricciones de créditos para salir verdaderamente de esta recesión económica.

Cuarta mentira: una notable novedad es la no consideración de las agencias de (des)calificación para esta deuda, de tal manera que cada banco privado podrá usar el titulo, aunque sea basura, porque tiene el aval del BCE, pudiendo así usarlo como garantía para obtener más financiación.

Quinta, y la más importante de las mentiras: este préstamo al Estado en forma de compra de deuda pública viene sujeto a la pérdida paulatina de la escasa soberanía que nos va quedando. Se presta pero bajo condiciones ESM (en inglés, European Stability Mechanism), que es algo así como tener un hermano mayor, viviendo en Alemania, a quien ni conocemos ni votamos, y él irá decidiendo qué política social y económica se tendrá que tomar en cada momento.

Sin embargo, frente a todas esta sarta de mentiras técnicas, ¿qué se podría hacer políticamente? Auditar deuda ilegítima, reestructurar la legítima, mutualizarla por la vía europea o comprar directamente en el mercado primario sin condicionantes sociales como ya se hacía mediante la monetización de la misma en los bancos centrales nacionales.

En el otro caso, la otra medida-mentira, la del banco malo, lo mismo: descartado los cambios por la vía política, se presentan dos alternativas hipócritamente embarnizadas como técnicas. Ayudar a los bancos o dejar que los clientes salgan perjudicados. De nuevo, pulpo. ¿Pero qué hay de verdad en toda esta operación de trasvase de deuda privada a la pública? El Estado pidió dinero prestado, también sujeto a más condicionantes en materia de política económica, y con ese dinero asume la ardua tarea de desintoxicar todos los activos de la banca privada para hacer frente a los pasivos. ¿Cómo lo hace técnicamente? El banco malo, según Real Decreto Ley 24/2012, es la única sociedad gestora de activos tóxicos. El banco malo se encargaría entonces de gestionar tales activos y asumir las posibles pérdidas; así el banco se convierte en muy bueno para que los bancos intoxicados sean saneados sin coste, y muy malo para los ciudadanos porque se asumen fiscalmente todas las pérdidas de esta operación. ¿Cómo lo podría hacer políticamente? Podría haber dejado que los bancos intoxicados quebraran y luego nacionalizarlos, atendiendo a todos los ciudadanos como es debido. Otra opción: quedarse con estos activos y dedicarlos a la economía social-real, poniéndolos en alquileres baratos. O en vez de un banco malo, realmente se podría haber creado un banco público bueno que se preocupara de los activos intoxicados para las familias españolas, y proceder a bajar el precio de estos inmuebles a partir una actualización, y buscar los mecanismos ventajosos para financiar la compra o facilitar la venta vía dación de pago, sin estar sometidos a embargos.

Nos mienten por todas partes. También nos mienten en nuestra capacidad de cambiar todo este chiringuito artificioso. El ilusionismo de ellos consiste en producir artificialmente efectos en apariencia maravillosos e inexplicables mientras se desconoce la causa que los produce. A ver si nosotros le ponemos algo de ilusión e ilusionismo para cambiar esta secuencia de mentiras.

Rebelion. Nos mienten

Curso intensivo sobre la crisis económica.

Os dejo una mágnica serie de 20 mini docomentales, con un alto valor pedagógico, en los que nos enseñan de manera sencilla la razón por la que estamos en esta situación económica, la relación de la economia con la energía y el medio ecológico y lo que nos depara el futuro inmediato.
El autor es Chris Martenson (http://www.chrismartenson.com/)

Los conceptos están explicados con mucha claridad y referidos en su mayor parte a la economía de los Estados Unidos, pero se da la circunstancia de que los principios generales que rigen allí (las mismas mentiras y engaños de esta repugnante sociedad de consumo) son los mismos que rigen aquí.
1.- Introducción:

2.-El Crash Course Capítulo 1 – Tres Creencias:

3.-El Crash Course Capítulo 2 – La Sigla “EEMA”:

4.-El Crash Course Capítulo 3 – Crecimiento exponencial.

5.-El Crash Course Cap. 4-El problema es la función exponencial.

6.-El Crash Course Capítulo 5 -Crecimiento frente a prosperidad.

7.-El Crash Course Capítulo 6 – ¿Qué es el dinero?

8.-El Crash Course Capítulo 7 – Cómo se crea el dinero.

9.-El Crash Course Capítulo 8 – La Reserva Federal.

10.-El Crash Course Capítulo 9 – Una brevísima historia del dineno americano.

11.-El Crash Course Capítulo 10 – La inflación.

12.-El Crash Course Capítulo 11 – ¿Cuánto es un billón?

13.-El Crash Course Capítulo 12 – La Deuda.

14.-El Crash Course Capítulo 13 – La incapacidad para el ahorro.

15.-El Crash Course Capítulo 14 – Activos y Demografía.

16.-El Crash Course Capitulo 15 – Burbujas.

17.-El Crash Course Capítulo 16 – Las cuentas no cuadran.

18.-El Crash Course Capítulo 17a – El pico del petróleo.

19.-El Crash Course Capítulo 17b – Economía de la energía.

20.-El Crash Course Capítulo 17c – Energía y Economía.

21.-El Crash Course Capítulo 18 – El Medio Ambiente.

22.-El Crash Course Capítulo 19 – El Incierto Futuro.

23.-El crash course Capítulo 20 – Parte 1 ¿qye debo hacer?

24.-El crash course Capítulo 20 – Parte 2. Un plan de acción.

25.-El crash course – Capítulo 20 – Parte 3. Estableciendo prioridades.

¡Necesitamos un año de jubileo!

Sí, señores. La única medida honrada que deberían tomar estos politicastros que nos gobiernan es la cancelación inmediata de todas las deudas. No son más que robos y engaños consentidos por las clases dominantes. Las hipotecas se han obtenido mediante estafa.

“ESPAÑA SE HA ENDEUDADO EN 10 AÑOS AL DOBLE, PARA COMPRAR CASAS EN 2007 A PRECIO 2X AL DOBLE DE VALOR X DE 1997; CASAS QUE EN 2012 LA PODRÁN VENDER A VALOR X.”

En palabras de Santiago Niño Becerra:

“…lo más gordo es que esa vivienda comprada-pero-no-pagada era contabilizada como ‘riqueza de las familias’, riqueza que aumentaba a medida que iba subiendo el precio. Bien, ¿cuántas referencias a la riqueza de las familias ha visto últimamente?, ninguna; ¿por qué?, pues porque aplicando la misma regla de antes, ahora las familias españolas serían más pobres, cosa que es cierto: independientemente de que el precio de la vivienda se haya reducido, la renta media ha caído, o sea, empobrecimiento al cuadrado.

Y no, pienso que en el 2012 ese teórico propietario no la pueda vender al precio de 1997, de entrada porque, en el 2012, muy poca gente va poder comprar: tan solo quienes vayan con el dinero en la mano; además, el precio del metro cuadrado va a dejar de tener sentido: mediados del 2008 calculé que en el 2011, con respecto a los precios vigentes a finales del 2007, el precio podría caer (60 – 75)%, y eso por decir algo ya que el precio podía llegar a ser algo meramente testimonial ya que será función de la necesidad que de vender tenga quien venda y de la capacidad de pago que tenga quien compre. Recuerde aquella frase que el Barón de Rothschild pronunció en el siglo XVIII: “Hay que comprar cuando la sangre corre por las calles”.

Pues eso.

(La ‘anulación’ (‘’: nunca estuvo confirmado) del viaje de Barack Obama a Europa (personalmente si pienso que ha sido una anulación) pone de manifiesto una cosa que no es, sigo pensando, la que se está diciendo: el pretendido auge de Asia, sino los problemas de USA: los actuales y los que esperan tener. Se repite la historia: siempre sucede: cuando USA tiene problemas mira hacia dentro, y cuanto más gordos son o se esperan que sean esos problemas, más intensamente mira. Y USA va a tener unos problemas muy, muy gordos).

(El recorte en el presupuesto de gastos del reino hay que observarlo con perspectiva: la cantidad de millones recortados, claro, pero pienso que más que aquí, más que eso, es más importante mirar el porcentaje del tijeretazo sobre la cantidad presupuestada. Fijándonos en eso y tomando como varemo el 2%: la inflación objetivo del BCE, los recortes son: 9,8% en Vivienda; 8,7% en Medio Ambiente; 6,9% en Fomento; 3,3% en Presidencia; 3,2% en Asuntos Exteriores; 2,9% en Cultura; y 2,0%, Igualdad.

El recorte de Educación está por debajo: en 1,3%, pero España tiene una tasa de fracaso escolar del 35%, y encima recortes; y Sanidad del 0,6%, aunque el reino tiene uno de los gastos sociales sobre PIB más bajos de la UE. En fin

Recortes presupuestarios. Es curioso que ahora se salga con eso cuando en Octubre el Gobierno del Reino de España presentó unos presupuestos para el 2010 -¡que fueron aprobados en el Parlamento!- tomando como base de cálculo un crecimiento del PIB para este año del -0,3%, y suponiendo un déficit del 9,5% en el 2009 y del 8,1% en el 2010 (ahora ya sabemos que el saldo de las cuentas públicas del pasado año fue el -11,4% y las nuevas previsiones apuntadas por el “Plan de Austeridad 2010 – 2013”, colocan el del año en curso en el -9,8%). Aquellos presupuestos eran de Economía Ficción, pero se aprobaron como estaban porque había que aprobarlos; ahora, obviamente, vienen los recortes, que serán los primeros. Y la oposición, en estos temas, mutis).”

En este vídeo el Dr. Michael Hudson (economista reconocido) nos habla de soluciones honradas al miserable engaño de esta crisis económica que nos están encasquetando para robarnos más aun.